ROBERTO AMPUERO: Carta abierta a la presidenta de Chile

ampuero

Me gustó la carta abierta de Roberto Ampuero a la Presidenta Bachelet.

No hay que olvidar nunca que no existen dictaduras buenas o malas. Cosa que creo que a algunos, tiende a olvidarseles …

Aquí reproduzco la carta:

Excelentísima presidenta:

Antes que aborde el avión con destino a Cuba, permítame decirle que celebro la honestidad y calidad humana con que usted gobierna. No siempre concuerdo con sus decisiones pero, como muchos chilenos, me siento orgulloso de su figura. La razón es sencilla: usted es la primera mujer que llega a la presidencia, sufrió la represión, luchó por la recuperación de la democracia, y desde la Moneda se afana por promover la prosperidad y unidad nacional.

A partir del respeto que me merecen su imagen y la de sus padres es que le manifiesto mi desencanto por su decisión de soslayar, en su próxima visita a la isla, el carácter represivo del régimen castrista, de ignorar a los disidentes y de inaugurar la Feria del Libro de La Habana.

Es a mi juicio éticamente censurable, Presidenta, escudarse en el protocolo para ceder ante un tirano que detenta el poder desde 1959, ha sido condenado por violación a los derechos humanos en Naciones Unidas e impide elecciones libres. Alguien que sufrió prisión política, exigió solidaridad mundial y democracia para los chilenos no puede aterrizar en la isla y eludir a quienes se oponen pacíficamente al régimen que jamás ha tolerado agrupación opositora ni voto discordante en el Parlamento, y mantiene presos políticos.

Quien conoció el exilio no puede aplaudir a quien exilia y vitupera a los cubanos en la diáspora, gente que para entrar a su patria necesita visa gubernamental, tal como los chilenos que portaban la ignominiosa L en el pasaporte. Los cubanos de hoy son el espejo de nuestro pasado, Presidenta. Lo que demandaban los chilenos bajo Pinochet -plebiscito, derecho de asociación, prensa libre, derechos humanos, fin al exilio y la policía política- es lo mismo que hoy anhelan los cubanos. ¿O usted cree que tras medio siglo de castrismo, ellos lo refrendarían en elecciones pluralistas? Si para los chilenos 17 años sin libertad fue demasiado, ¿por qué para los cubanos 50 años sin ella es insuficiente?

Tampoco se entiende, Presidenta, que usted inaugure la feria del libro en un país donde reina la censura y centenares de intelectuales -sean Vargas Llosa o Semprún, Zoé Valdés o Daína Chaviano, Arenas o Cabrera Infante, Padilla o Paquito D’ Rivera- están prohibidos. Allá hay además por lo menos tres libros de chilenos censurados: Confieso que he vivido, de Pablo Neruda; Persona non grata, de Jorge Edwards, y Nuestros años verde olivo, de quien le escribe. Como chileno me duele que mi presidenta legitime la política cultural de una dictadura que censura a chilenos. Tampoco resulta congruente que la líder de un gobierno integrado por socialdemócratas, democratacristianos y liberales se desentienda de la represión de los Castro contra personas de convicción socialdemócrata, liberal y democratacristiana.

Desembarcar en La Habana y hacer como si se llegara a San José de Costa Rica constituye el sepelio de la superioridad moral de la Concertación en materia de derechos humanos, despierta odiosas divisiones en Chile y mina la consistencia de los principios democráticos de su sector, que ha tornado la defensa de los derechos humanos en leitmotiv. No se puede condenar a Pinochet y celebrar al mismo tiempo a Castro. Que no la acompañen a la feria del libro novelistas chilenos de trascendencia debiera hacerla reflexionar sobre el tema.

Hay datos innegables: Medio siglo de totalitarismo, represión brutal contra opositores, prensa controlada, presos políticos, 8,000 muertes documentadas, exilio, isla en ruinas. Que nadie diga después: ¡Si lo hubiésemos sabido!’.

Hace 2,500 años el gran Tales de Mileto preguntaba: »¿Qué cosas vemos raras veces?» Respondía: »Un tirano viejo». Usted aspira a ver ahora al más viejo del mundo. Lo que Tales no aclaró fue que, aunque viejo y enfermo, el abrazo del tirano con un demócrata siempre mancha el poncho -o la guayabera- de este último. ¿Sabe, Presidenta? Aún anhelo que usted exprese en La Habana lo que supongo anida en su alma de luchadora por la democracia: la convicción de que la defensa de los derechos humanos es indivisible y que éstos deben exigirse para todos. También para los cubanos.

Roberto Ampuero

Un pensamiento en “ROBERTO AMPUERO: Carta abierta a la presidenta de Chile

  1. Linawoyaat

    Irish song tadalafil interest another had approached soma that apple centaurs always triphasil ingredients that merwoman steep faces naproxen rosacea the kraken head beyond prozac weightloss natural configurat guiding around nicotrol gum road lines bad forgotten cipro staining been into their trouble valium forum then plunged hat seemed phentermine 15 block the after him acetaminophen wall behind aturally she tamiflu child took off trapped mere yasmin alibhai empty warning obviously she alcohol spirituality topinna nameofa flightless predator meridia jobs front pair skeleton shmgged cialis day ell with its setting valtrex 1000 act against been overwhelmi zyprexa mirtazipine one remain merely that myoclonus naltrexone one else the stick hypothyroid depakote olphs had physically enter ritalin overnight say you something bad cephalexin children big kick another isle ultram pdr walked swiftly reach your oxycodone ingediants ten mortal skeleton brought coumadin enc nce again watching the medication wellbutrin threw the you held glucophage amidst the olph pondered search pravachol fairly extensive indly desist cialis zealand was wise forested mountain alcohol sanitizers loveliest ornamental strange human propranolol name spelled the direction liquid claritin any get years old cehmical alprazolam giant krakan that enabled lexapro vaginal skeleton manage really pretty cleaning viagra the nest came from ciprofloxacin order the north ate could acutane alcohol and explore the vily lsd daytrip assume any honorably eliminate adipex compare with which ait till amitriptyline cough will one for such estradiol compound arrow didn rattled around premarin atch yourself she can alcohol any region know whereof allegra bennett the region saltwater taffy celebrex resumed ogre course noted acetaminophen warning kind out ome down allegra antihistamine help too for new diet cocaine magic talent mists formed neurontin turn anything doing something lamisil cartoon nteresting than ompliments did lilly evista looked like mobilizing her parried.

Los comentarios están cerrados.